viernes, 15 de noviembre de 2013

La imagen soñada

Quiero verme guapa y delgada,
viendo en el espejo la grasa eliminada
sintiendo la presencia de tu mirada,
motivando así mi autoestima deseada.

La autoestima debe por empezar por una misma,
no fijándose en la envidia ajena de tu belleza
¿razón? Porque la belleza esta sobrevalorada,
pero todos nos esforzamos por ser como ella.

Ella no es nuestra amiga, sino más bien enemiga,
que solución tenemos para una vida eliminada
¿Porque convertimos en un número nuestra vida?
¿Porque nos valoran más por lo que se aparenta?
La vida es corta y la envidia es muy larga y amarga.

Todos aparecemos felices en las redes sociales,
con esa sonrisa falsa enseñando hasta los dientes
llegando a casa a limpiándose la cara y las pieles,
para volver a ser nosotros mismos y dormir felices.

Pensando que lo bien que lo hemos pasado,
con la gente que hemos quedado ese rato
sin pensar que ese instante no es un todo,
siendo un ratito insignificante en nuestro yo
aparentando que soy como tu quieres que sea yo,
sin tapar tu imagen y pase desapercibida yo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario